Hace muchos años que los hombres dejaron de ser los grandes protagonistas de la pantalla chica. De hecho, este 2014 las series más reconocidas a nivel internacional están protagonizadas nada menos que por mujeres. Lo mejor de todo es que las nuevas plataformas de televisión vía streaming (como Netflix) permiten acceder a todas ellas y lo mejor de todo… con la posibilidad de ver todos los capítulos a la hora que nosotras queramos. Por eso en “Vida Banquete” te mostraremos tres series que no puedes dejar de ver.

Orange is the New Black: las presidiarias de moda

Si hablamos de un gran éxito, no podemos dejar de mencionar esta serie que se ha convertido en uno de los sucesos de este año. Aquí se narra la vida Piper Chapman (Taylor Schilling), una mujer de clase acomodada que es condenada a ir a prisión por un complicado caso de tráfico de drogas. A primera vista suena como un drama de aquellos, pero lo cierto es que cada uno de los capítulos está plagado de humor negro, con una historia que deambula por la vida de distintas mujeres que se encuentran privadas de libertad. Tanto ha sido su éxito, que este año postula a cerca de 10 premios Emmy (los Oscar de la televisión). Esta producción la puedes encontrar en Netflix, donde ya están disponibles las dos primeras temporadas.

Orphan Black: cuando descubres que hay muchas iguales a ti

La premisa de esta serie es alucinante: una joven británica (Sarah) conoce a una mujer (Elizabeth) que decide quitarse la vida en una solitaria estación de  metro. Todo cambia cuando logra ver el rostro de aquella misteriosa mujer: es igual a ella. Desde ahí en adelante esta joven decide apoderarse de la identidad de Elizabeth… pero muy pronto se enterará de la una gran verdad: existen varias mujeres como ella. La primera temporada ya está en Netflix.

 

Scandal: ella se encarga de lavar tus trapos sucios

A estas alturas es la segunda serie más vista en Estados Unidos. Es que la historia de Olivia Pope es digna de seguir. Ella es una de las muker exitosa que dedica sus días a solucionar mediáticos escándalos de las personas más poderosas de Estados Unidos: desde un escándalo sexual hasta un homicidio frustrado. Pero lo que nadie sabe es que ella esconde uno de los secretos más impactantes: es la amante del Presidente de Estados Unidos. Lo más atrayente de esta serie es que cada capítulo presenta un nuevo caso que resolver (muy al estilo de Grey's Anatomy). La serie ya va por su tercera temporada (transmitida por Sony), pero en Netflix puedes encontrar las temporadas anteriores.

Relacionados